Screening cardiovascular

Se trata de un primer chequeo para la evaluación del riesgo cardiovascular global. Consiste en la medición y evaluación de los principales factores de riesgo: glucemia, presión arterial, frecuencia cardíaca, edad, composición corporal, hábitos de vida y antecedentes familiares.

Análisis bioquímicos y estudios cardiológicos

La validación clínica del nivel de riesgo se apoya en análisis de laboratorio y estudios cardiológicos, que incluyen la determinación de los niveles de glucemia, colesterol, creatinina, y la realización de un electrocardiograma.

Consulta Médica

La consulta con especialistas permite la determinación clínica del nivel de riesgo, y la formulación de una propuesta integral de prevención y tratamiento de las enfermedades cardiovasculares. Las estrategias de adherencia contemplan la singularidad de cada paciente, y las características de su entorno familiar y social.

Actividades físicas y talleres educativos

La atención médica se complementa con un programa de actividades físicas y talleres educativos para la modificación de hábitos de vida. La propuesta incluye yoga, entrenamiento funcional, cesación tabáquica, alimentación saludable y manejo de la ansiedad y estrés.